Sin categoría

¿Duerme mamá de un tirón?

Nunca hasta ahora había sido consciente de lo mucho que me gusta dormir. De ese placer inefable que me produce estirar las articulaciones bajo unas suaves sábanas ligeramente almidonadas y destilando aroma a suavizante. Nunca antes había ensalzado el maravilloso crujir del algodón que mece un cansancio liviano, que vence a una noche entera de descanso, sin prisas, sin pausas,  sin más capataz que el deseo intrínseco de descansar. 

Y es que nunca antes, antes de ser madre, jamás creí que el cuerpo sería capaz de aguantar tanto tiempo sin dormir. Supongo que mi ingenuidad radica en que nadie me advirtió de que después de una mala noche podía venir otra, encadenarse con una mala semana… Y que al final, a pesar del cómputo negativo, te tienes en pie, con más o menos pericia te desenvuelves, y pasan las horas y la vida, con más o menos encanto, y solo tu lentitud o las ojeras de tu rostro delatan esa falta de descanso. 

Lo de dormir como un bebé es una expresión manida y de dudosa verosimilitud, mi bebé duerme a intervalos, con sus microdespertares, su dependencia,  a la suma, con sus cosas. Pero si el recuento de horas de sueño asciende a ocho es todo un hito, francamente. Dormirlo es además complicado, pero lo es aun más dejarlo en su cuna, que parece estar jalonada de concertinas, pues es rozarla y romper a llorar, para ello no hay más panacea que mecerlo sin descanso durante más de media hora para garantizar así que en el momento de dejarlo en su habitación estará plenamente en brazos deMorfeo. Y lo de su habitación fue una decisión a la desesperada, lamentando la separación pero necesitando poder respirar sin temer, a cada instante, estar despertándolo involuntariamente.

Esas noches en blanco en las que ves con desespero avanzar inexorables las agujas del reloj no puedes dejar de restar horas de sueño, por lo menos yo no puedo, no dejo de suplicar en silencio -no sé a qué ni a quién, tal vez a la araña del techo- que se duerma de una vez, para correr entonces bajo el nórdico y cruzar los dedos deseando que no se despierte, porque el dichoso Murphy tiene que tener leyes hasta para estos casos, es conciliar el sueño, a veces tan siquiera acomodarme en la cama y perturbar mi descanso con su afilado llanto. Así que cierto, he aprendido a malvivir, a dormir poco y mal, con prisas, con resignación, con la utopía de una noche mejor que está aún por llegar. A eso le sumo mi insomnio crónico, mi facilidad grotesca para desvelarme, mi dificultad aberrante para conciliar el sueño, a pesar del cansancio supremo… Y mi imposibilidad de retomar mi rutina de infusiones, homeopatía, y otras drogas legales aptas para insomnes, pues entonces sería una zombi sonámbula la que atendería a Bollito y no, eso no sería justo ni ético. 

Así que a veces, como esta noche en vela en la que Bollito descansa en mis brazos, después de más de diez noches en danza, a veces creo que este sindormir está matando mis neuronas a ultranza. Pero así y todo me digo “ole tu” por seguir ahí, porque después de un fin de semana turnándose para atender al pequeño, papá de Bollito amenaza con darse de baja ante su incapacidad de concentración, asegura no ver nítido y estar literalmente muerto de sueño. “Tú estás acostumbrada” matiza para restarle mérito a mí gesta de más de ocho meses de noches de descanso fraccionado y escueto, pero no, las mujeres no estamos programadas genéticamente para ello, simplemente somos fuertes, valientes y sacrificadas. Son estos razonamientos los que hacen que a estas  horas intempestivas de la madrugada, haya empezado a teclear en mi teléfono una entrada delirante y desesperada, sin estética ni criterio, una pregunta que lanzo al vacío, el vacilante deseo de saber cuando podré dormir más de dos horas… y lo desesperante de la situación es no visualizar  el final, por más que me diga que es algo temporal, incluso coyuntural, que Bollito tiene otitis y me necesita, cualquier excusa que endulce el trago, pero la verdad es que estoy muerta de sueño, que a la pregunta qué quieres que te regalen por tu cumpleaños respondería, sin vacilación, poder dormir una noche del tirón… Ahí lo dejo.  

Anuncios

6 comentarios sobre “¿Duerme mamá de un tirón?

  1. No sabes cuánto te entiendo. Mi Mayor no me dejó dormir durante su primer año y medio de vida. Y, como dices, no se trata de una mala noche: es un día, tras otro, tras otro… Lo cuento todo por aquí, por si quieres leerlo: https://mamaenelsigloxxi.wordpress.com/2015/03/27/dormir-dormir-tal-vez-sonar/
    Si te sirve de consuelo te diré dos cosas: al final Bollito acabará durmiendo del tirón y dejándote dormir a ti. Y nunca dejes que infravaloren el esfuerzo que haces. No estamos programadas para no dormir ni para sufrir. Lo pasamos tan mal como cualquiera y nos cuesta tanto como a los demás. Olé tú!

    Le gusta a 1 persona

  2. Te entiendo completamente. Yo intenté un par de veces hacer que mi hija durmiese en su cuna, en su cuarto. Luego de noches en vela, de llantos, de que aprendió a bajarse de la cuna y casi se mata.. dije mejor ven a dormir conmigo….qué me importa ya. Dormimos mejor, aunque aún se despierta. Pero al menos dormimos.

    Le gusta a 1 persona

    1. Claro sí, cada uno tiene que buscarse sus trucos para poder descansar, lo importante no es el qué dirán sino que tú estés a gusto y te haga la vida más fácil. Por desgracia el mío no va de dormir en mi cama, a lo sumo quiere que me pase la noche con él en brazos, es un pequeño tirano cuando se lo propone 😉 Un besito

      Me gusta

  3. Pues si eres capaz de escribir así de bien sin dormir y en el móvil. ..que no harás cuando duermas! Animo. Yo de normal no me entró de nada pero hoy se ha estado berreando toda la noche. ..y yo llorando con él por no saber qué le pasaba no como ayudarle

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s